El deseo como punto de partida de toda gran actividad.

Se ha dicho que entre mayor sea el deseo, mayor es el compromiso por obtener un resultado.

Considera lo siguiente;  ¿En alguna ocasión has estado tan concentrado en obtener algo, que nada ni nadie pudo desviarte de obtener lo que querías?

Ahora considera esto;  ¿Cuántas veces has intentado querer hacer algo, pero el primer distractor hizo que te olvidaras de lo que querías?

Pues bien, en el primer ejemplo tenemos un deseo fuerte, mientras que en el segundo ejemplo, un deseo débil.

Usualmente los deseos fuertes están asociados con una elevada dosis de energía,  mientras que los deseos débiles carecen de esta.

Existe una fórmula para tener éxito en cualquier actividad, la cual consiste en desarrollar un gran deseo por obtener un resultado, seguido por un plan de acción para materializar el resultado del deseo, y una persistencia para ejecutar ese plan de acción que no acepte el fracaso.

Es probable que en este momento te estés preguntando, ¿Bueno, y esto que tiene que ver conmigo? estamos en pleno siglo XXI,  ó, ¿Deseo, plan de acción, persistencia? ¡A quién le interesa! Lo único que yo se es que con mi nueva(o)  Mackintosh, iPad, Programa de Asociado, etc, voy a tener resultados. Ya lo tengo visualizado

Si crees que el éxito consiste en tener un nuevo equipo, un programa mas potente, gadget, considera lo siguiente:

  1. Al año cierran aproximadamente el 90% de los nuevos negocios, y el 7 u 8% restante no llega a los 5 años.
  2. Después de iniciar una actividad en Internet, a los 2 o 3 meses, muchos antes de los 30 días, la gran mayoría perdió el ánimo, las ganas de seguir.

Esto es semejante a los deseos de año nuevo, los cuales son olvidados entre los 7 y 15 días de haberlos plasmado, por la mayoría de la gente.

¿Por qué ocurre esto? Sencillamente porque se guiaron por un deseo débil, o por un me gustaría, en vez de una declaración poderosa.

Ahora considera lo siguiente: querer obtener un resultado en el cual el deseo de obtener esto se convierta en una obsesión, y se trabaje para su materialización, para obtener lo que se desea, independientemente de los obstáculos, ese es el enfoque adecuado con lo cual se debe de iniciar cualquier actividad que nos interese, incluidos los negocios.

Te aseguro que si uno iniciara una nueva actividad o un nuevo negocio, teniendo un estado mental de esta naturaleza, los obstáculos no contarían, y el resultado estaría garantizado.

¿Algunos ejemplos de deseo?

  1. Cual crees que sea el estado mental de un niño cuando le pide a su papá o a su mamá un dulce o un nuevo juguete, y está una hora o dos sin desviarse del tema, hasta que le compran lo que quiere.
  2. Piensa cual es el estado mental de los líderes de tu empresa cuando se enfocan en obtener un resultado, y no pierden el enfoque, independientemente de los distractores.
  3. A ti mismo te ha sucedido. Recuerda cual fue el estado que tenias cuando te enfocaste en conseguir tu nueva lap, ese vehículo que tanto te gustaba, en conocer a esa muchacha en la cual no dejabas de pensar.

Cuando se desea algo con tal intensidad que ese deseo se convierta en una obsesión, en algo que se quiere con vehemencia, el resultado está garantizado. Con este tipo de energía, los obstáculos no cuentan.

Este tipo de deseo, aquel que tiene un elevado nivel de energía, el deseo que se convierte en una obsesión, se le conoce como Deseo Ardiente, y es el estado mental ideal que se requiere para tener éxito en MLM, Programas de Asociado, o cualquier otra actividad ya sea en Internet o fuera de este.

Te dejo con esta reflexión: ¿Cómo serian distintas nuestras vidas  si en cada uno de nuestros actos hiciéramos uso del deseo ardiente, de un poder de esta naturaleza, de una energía que barra los obstáculos, de un estado mental que no conoce el fracaso, al que no le importan las negativas, un estado mental que no desista ante los obstáculos, que NUNCA se de por vencido?

You May Also Like

About the Author: Lic. Jhon Montalvo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *